Consejos de Consumer Report para dueños de viviendas y compradores
Evalúe antes de vender, comprar o remodelar

"No puede perder si le apuesta a la casa". Ese es el lema que ha hecho a millones de personas en los Estados Unidos gastar lo que sea necesario para adquirir su primera casa, mudarse a una mejor o comprar una casa de vacaciones o una propiedad para alquilar o llenar de lujosas mejoras la casa que ya poseen. Pero puede perder y perder en grande.

Ser dueño de un hogar ha sido un componente fuerte del sueño americano por generaciones. Además de proveer albergue, privacidad y las recompensas psicológicas de ser dueño, la vivienda es la inversión más favorecida por los impuestos y mejor protegida políticamente.

"Desde el 1968, la casa de una familia ha aumentado en valor por 6,3% anualmente. Pero, en el mercado de vivienda súper caliente de hoy día, a la gente se le olvida que las casas también deprecian", dice la Editora Asociada de Consumer Reports, Mari McQueen. Y una casa no necesariamente es una inversión de alto rendimiento aun durante los mejores tiempos.

El apostar en vivienda costosa es arriesgado. Los consumidores que terminan gastando una cantidad desproporcionada de sus ingresos en albergue corren el riesgo de hundirse bajo sus deudas. Al tener a los prestamistas ofreciendo términos cada vez más fáciles, es responsabilidad de los dueños de hogar decidir cuál casa pueden costear y cuánto gastar en mejoras.

Consejos para compradores

El tener su propio hogar por lo general es mejor que alquilar. Pero tiene que hacer una cuidadosa evaluación de sus propios recursos, el mercado y qué le costará mantener una casa.

1- Evalúe sus circunstancias: ¿Cuánto tiempo espera tener su casa? Mientras más espere, más posibilidades tendrá de dejar pasar bajas a corto plazo en el mercado de bienes raíces.

2- Aténgase a razones conservadoras de deuda en relación con los ingresos, las cuales permiten sólo de un 28 a un 31 por ciento del ingreso bruto para un principal, intereses, impuestos y seguro (o PITI como se le conoce en inglés: Principal, Interest, Taxes, Insurance). Para averiguar cuánto puede pagar pruebe las calculadoras que se encuentran en https://www.knowyouroptions.com/find-resources/information-and-tools/financial-calculators/afford-calculator# (en inglés).

3- Paree su dinero a su mercado. Compare lo que puede gastar con los precios de las casas donde usted piensa comprar. Considere un vecindario de precios más bajos si el área que usted desea no está a su alcance.

4- Mantenga sus gastos bajo control. Los consejeros de crédito dicen que los nuevos compradores de casa muchas veces se buscan problemas financieros al gastar mucho luego de haberse mudado. El comprador típico de una casa gasta más de $9.000 en muebles y mejoras el primer año.

Consejos para actuales dueños de casa

1- Antes de caer en la tentación de usar el valor líquido de su casa para emprender proyectos de mantenimiento y remodelación, usted debe saber cuáles mejoras tienen más sentido y cuáles son sus opciones financieras.

2- Mejoras: el remodelar y mejorar son malas inversiones en general en el verdadero sentido de la palabra (es decir, en producir ingresos de ganancias). Los proyectos que deben de tener prioridad son aquellos que protegerán su hogar del deterioro y daños. Las renovaciones que añaden pies cuadrados a su casa son las que con más probabilidad le añadirán valor, siempre y cuando suban el precio de su hogar a la par de con los de su área y no por encima de ésta. ¿Los proyectos que traen las ganancias más altas? Una remodelación completa de la cocina. ¿Las más bajas? Pintura exterior, porque los compradores esperan tener un exterior decente.

3- Pagar por las mejoras: los prestadores permiten a los dueños de casa tomar prestado utilizando el efectivo que tienen en su casa. Todas las formas de tomar prestado sobre el valor líquido de casa le restan valor a su casa. Los costos de transacción pueden sumar hasta un 10 por ciento del préstamo. Hay disponibles tres instrumentos financieros: a- La segunda hipoteca ofrece una tasa de interés fija por una cantidad determinada a lo largo de 5 a 15 años. b- La línea de crédito sobre el valor líquido de la propiedad ofrece tasas de interés variables y préstamos flexibles. c- Refinanciamiento por efectivo: le permite reemplazar su primera hipoteca con un préstamo más grande y tomar la diferencia en efectivo.

Consejos para vendedores

Si sus hijos ya se mudaron de su hogar o se piensa retirar pronto, quizás nunca ha habido un mejor momento para salir de esa gran casa colonial de tres pisos y cambiarla por un hogar pequeño.

1- Los de la generación de los baby boomers, cuyos hijos se han marchado de la casa, pueden adelantarse a la gran cantidad de personas que estarán en esta situación cuando los boomers comiencen a mudarse a espacios que necesitan menos trabajo.

2- Gracias a una ley de impuestos federal del 1997, tanto como $500.000 de cualquier ganancia en la venta de una casa es libre de impuestos para parejas casadas y $250.000 para personas que someten sus impuestos de manera individual.

3- El establecer un precio correcto es la clave para vender su casa rápida y rentablemente.

Para encontrar las recomendaciones de los expertos en finanzas de Consumer Reports visite: http://www.consumerreports.org/money, una entidad sin fines de lucro que funciona por suscripción. Para mayor información visite http://www.consumerreports.org o llame al 1-800-333-0663 (en inglés), son una organización experta en evaluar mercados, productos y servicios con consejos útiles e imparciales para el beneficio del consumidor.

Fuente: Consumer Reports, Yonkers, Nueva York (versión adaptada y actualizada)

Foto: Archivo

Septiembre 2018





Copyright © ElParacaidista.com - Prohibida la reproducción y difusión en cualquier medio
sin previa autorización de ElParacaidista.com
.